El día después del déjà vu

La fiscal Piazza encargó peritajes para confirmar que el 2º piso estalló por una fuga de gas. En la sede de la compañía no había reclamos previos al siniestro. No hallaron más heridos que los del primer momento. Hay riesgo de derrumbe.

Una fiscal de la Unidad de Homicidios Culposos, con agentes de Policía Científica y un perito informático allanaron en la medianoche del jueves las oficinas de Litoral Gas, en busca de registros sobre la presunta fuga que propició la explosión en Balcarce 23 bis, que produjo la voladura del último piso de un edificio, y lesiones en seis personas. Y así halló que, a diferencia de lo ocurrido antes de la catástrofe de Salta 2141, la empresa responsable del servicio no había tenido reclamos previos por pérdidas de la red en el vecindario de Balcarce y Brown. La búsqueda de otras víctimas bajo los escombros concluyó ayer por la mañana sin novedades. Sólo quedó la confirmación de que la casona deshabitada que linda con el edificio tendrá que ser derribada, y ese destino también podría seguir el inmueble deflagrado, que consta de 6 departamentos en tres plantas, una de las cuales desapareció con la explosión.

Fuentes de la Fiscalía Regional 2ª señalaron que la fiscal Valeria Piazza Iglesias, con personal de la Policía Científica y un perito informático de esa repartición hicieron abrir la sede de Litoral Gas, en Mitre y San Lorenzo, y se abocarn a inspeccionar el sistema de registro de la compañía desde enero hasta la fecha del siniestro. Buscaban algún reclamo de pérdida de gas en la cuadra de Balcarce, entre Brown y Güemes. No lo encontraron. Sólo dieron con el reclamo de una usuaria de esa cuadra porque no recibe la factura en su domicilio. Lo concerniente a la deflagración apareció a las 18.40 del jueves, y desde la línea de emergencias 911: fue el llamado que alertó sobre la explosión y con el que se convocó de urgencia a la cuadrilla que acudió para cortar el suministro.

La fiscal tomó capturas de pantalla con esos registros y se llevó una copia digital.

Esos primeros momentos post siniestro fueron clave para determinar en la investigación de la catástrofe de Salta 2141, ocurrida el 6 de agosto de 2013, en la que murieron 22 personas, el desempeño de la concesionaria del servicio.

Por otra parte, Alejandro Bogado, de 60 años, continúa hospitalizado, en estado reservado y con quemaduras en el 80 por ciento del cuerpo, informó el portavoz de Fiscalía. Es uno de los que vivía en los departamentos que volaron. Otro vecino del edificio, Fabián Robledo, contó: “Cuando estaba terminando de subir hasta mi departamento, la explosión me tiró para atrás. Me golpeé la cabeza, la espalda, pero ya estoy bien. Mi departamento quedó destruido”, lamentó mientras recogía sus cosas para mudarse de apuro. A su alrededor, el personal de la Central de Operaciones de Emergencias Municipal continuaba en la tarea de remover mampostería y aberturas desbaratadas.

El Viernes Santo será un día de trabajo para los fiscales Piazza y Fernando Sosa, porque tienen pensado entrevistar a los vecinos de la zona, y ordenar peritajes a Bomberos Zapadores, Defensa Civil y Policía de Investigación. No obstante, estos entendidos resolvieron que el tránsito por calle Balcarce al bis continúe interrumpido por el riesgo de que la vibración en el pavimento desmorone los inmuebles afectados.

Piazza aseveró que todavía no está en condiciones de confirmar que el origen del estallido haya sido una fuga de gas, pero es la principal sospecha. “Se presume que habría un escape de gas. No puedo decir que manejo una o diez hipótesis, estamos en una línea investigativa. Hasta que no tenga los resultado de las pericias no puedo adelantar“, dijo la fiscal.

Fuente: Pagina 12
Link: Ver Nota

Ordenan medidas para preservar la vida y salud de los habitantes del Nudo 4 del Complejo Soldati

En septiembre del año pasado falleció Cristian Crespo tras caer de 24 metros luego de que la reja de la escalera cediera. Ahora el Gobierno porteño y el IVC deberán presentar informes sobre el estado del complejo de Soldati y el plan de mejoras.

56ed501ac7d77_800x467

La justicia de la Ciudad resolvió hacer lugar parcialmente a la medida cautelar solicitada por un grupo de vecinos del Nudo 4 del complejo habitacional de Villa Soldati, y ordenó una serie de medidas tendientes a preservar la vida y la salud de las personas que lo habitan.

Tras la decisión judicial, el Gobierno porteño y el Instituto de la Vivienda de la Ciudad (IVC), deberán realizar un informe general especificando si existen riesgos eléctricos, de incendio, derrumbe o desprendimiento, también se deberán rehabilitar ascensores, realizar obras para prevenir incendios y garantizar la potabilidad del agua que se provee en los 6 edificios que integran el nudo.

Según informa IJudicial, la titular del juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario N° 7 de la Ciudad de Buenos Aires, Lidia Lago, resolvió hacer lugar parcialmente a la medida cautelar solicitada por un grupo de habitantes del Complejo Habitacional Villa Soldati, en el marco de un amparo iniciado a fin que se garantice el cumplimiento de la Ley 623 (que declara la emergencia edilicia y ambiental en el Complejo), y se tutele los derechos a la vida y la salud, a la seguridad, a la vivienda digna, a la protección de quienes viven en el barrio ante el mal estado general de los edificios que lo componen, y particularmente el Nudo 4 –compuesto por 6 edificios con 141 unidades funcionales en total-.

El informe solicitado por la magistrada deberá presentarse en un plazo de diez días ahsta tanto se dicte sentencia en la causa. Además, solicitó que se rehabilite “el servicio de los ascensores del Nudo 4″; “realicen las obras indispensables para evitar futuros siniestros e incendios, subsanando las irregularidades que surgen del informe de la Superintendencia Federal de Bomberos” -consistentes en completar el sistema de agua contra incendios dotándolo de las respectivas llaves, mangas y lanzas, dotar al edificio de extintores portátiles-.

Además, se deberán colocar luminarias de emergencia alimentadas mediante una fuente independiente de la red, e instalar señalizaciones de salida de emergencias-. Por otro lado, la decisión judicial obliga a las autoridades a acreditar en el plan de obras el “restablecimiento del servicio de gas, con expresa mención del detalle y presupuesto, fecha precisa de inicio y finalización de las obras y cronograma previsto”.

La resolución dictada el 27 de febrero se complementó con una del 1 de marzo donde la jueza Lago especifica que las demandas deben garantizar, además, “la potabilidad del agua que se provee al Nudo 4 del Complejo Habitacional Villa Soldati, llevando adelante en su caso las medidas conducentes para ello, asegurando la higiene y la limpieza de los tanques de agua”.

En este sentido, se deja constancia de que “el IVC informa que actualmente se están llevando a cabo obras en el Complejo Habitacional de Soldati en el marco del plan de trabajo integral –v. IF- 2015-01971241 de fs. 214- que llevan a sostener tanto la necesidad de realizar allí mejoras y el rol activo que le cabe. En tales condiciones, dentro del marco de conocimiento limitado de la medida cautelar y sin que lo que se decide importe anticipar opinión sobre la cuestión de fondo, surge la verosimilitud del derecho alegado por los actores”, expresó la magistrada.

La demora en las mejoras del Nudo 4 mantendrían “la situación de riesgo actual en la vida y la salud de los habitantes del Nudo 4 que dan cuenta los informes indicados durante la tramitación del amparo”.

En este marco, la jueza Lago sostuvo que “los informes acompañados por los actores –Informe confeccionado por los profesionales de la Defensoría General, Arquitecto Lucas Rossini y el Ingeniero en Seguridad e Higiene Daniel D’Elía del 19.10.2015, que obra a fs. 46/62; Informe de la Superintendencia Federal de Bomberos de la Policía Federal Argentina del 30.09.2015 que luce a fs. 63/71; Informe de la Dirección General Guardia de Auxilio y Emergencias del GCBA del 29.10.2015 que obra a fs. 76/81; e Informe técnico producido por el Instituto de Vivienda GCBA con fecha 17.06.2013 (IF-2014-166607616-IVC) que luce a fs. 210/214- dan cuenta del estado de deterioro y peligrosidad de las estructuras e instalaciones de los edificios que componen el Nudo 4 del Complejo Habitacional que se trata, con grave riesgo para la vida y la salud de sus habitantes, como lo invocan los actores en su demanda“.

Por último, y en base al artículo 184 del Código Contencioso Administratito y Tributario local que establece que “el tribunal, para evitar perjuicios o gravámenes innecesarios al titular de los derechos e intereses, puede disponer una medida precautoria distinta de la solicitada, o limitarla teniendo en cuenta la importancia del derecho o interés que se intentare proteger”, la jueza entendió que “corresponde disponer cautelarmente sólo la adopción de las medidas indispensables para la preservación de la vida y la salud de los habitantes del Nudo 4 del Complejo en cuestión, teniendo en cuenta los informes obrantes en autos y hasta tanto se dicte sentencia en la causa”.

En septiembre del año pasado, Cristian Crespo, de 14 años, murió después de caer 24 metros cuando intentó tomarse de la oxidada baranda de una escalera de este complejo habitacional. Junto a él cayeron Nihuel Ávalos y Gastón Salinas, quienes salvaron su vida.

Fuente: www.nueva-ciudad.com.ar
Link: Ver Nota

Ascensores de bajo consumo: se enchufa como un electrodoméstico y no requiere trifásica

El equipo GeN2 Switch se podrá conseguir en breve el país. Para edificios residenciales y para emprendimientos de baja altura.

subir-bajar-eficiente_CLAIMA20160310_0267_8

En breve se podrá conseguir en nuestro país un ascensor que no necesita una instalación eléctrica específica. Simplemente se conecta como si fuese un electrodoméstico a la red monofásica de 220 V y sólo precisa 500 W de potencia y 1,5 A de intensidad para su funcionamiento.

Se trata del equipo GeN2 Switch, de Otis, un ascensor ideal para edificios residenciales, aun aquellos ya construidos que no poseen elevador. También es indicado para emprendimientos de baja altura (en reemplazo de equipos hidráulicos) y hasta en viviendas unifamiliares, según explica Pablo Simón, Manager regional de Otis. El recorrido máximo es de ocho paradas y no requiere de sala de máquinas.

Ascensores_CLAIMA20160311_0253_39

Además de las ventajas de su bajo consumo y sencilla instalación, este ascensor brinda seguridad en caso de corte eléctrico. “Un sistema de acumuladores permite que, en caso de corte de corriente, el equipo siga funcionando normalmente durante un periodo de tiempo prolongado sin alimentación de la red”, señala el especialista.

Esto es posible porque el mismo ascensor genera energía durante su funcionamiento, la cual se puede consumir en el momento por el equipo o ser dirigida incluso a otra instalación dentro del mismo edificio (iluminación de palieres, por ejemplo). Como alternativa, la energía generada por el funcionamiento del ascensor puede ser almacenada en acumuladores para resguardo en caso de corte de suministro.

Ascensores_CLAIMA20160311_0251_39

El “sistema regenerativo” del ascensor produce energía cuando sube vacío o baja cargado, logrando así un importante ahorro en la factura eléctrica. “GeN2 Switch produce un ahorro de un 70 % en el consumo respecto a un equipo hidráulico equivalente”, compara Simón. Dependiendo de la carga en cabina, el motor se comporta como una dinamo, generando energía a partir del movimiento. Si la cabina viaja en sentido descendente con carga, la fuerza de la gravedad hace que el motor, en lugar de consumir energía, la genere. Lo mismo ocurre cuando la cabina viaja en sentido ascendente vacía o con poca carga. El contrapeso baja por efecto de la gravedad y el motor también genera energía.

Con la tecnología GeN2, también disponible en equipos de alta velocidad y mayor número de paradas, se suprimen los engranajes y se evita el efecto “metal contra metal”, con lo que se consigue un funcionamiento silencioso, a segura el fabricante. Además, los equipos son monitoreados las 24 horas en forma remota para prevenir y detectar fallas.

Por: PAULA BALDO
Fuente: Arq Clarin
Link: Ver Nota

Una de las torres corre riesgo de derrumbe y se investiga si el incendio fue intencional

El incendio se inició alrededor de las 6 de la mañana en la cochera del edificio ubicado en Laprida al 900. Murió una mujer de 98 años. Se analizan imágenes de cámaras de seguridad.

02-03-derrumbe.jpg_88717827

Las primeras pericias que llevan a cabo los Bomberos, personal de Defensa Civil sumado a las declaraciones que recolecta la fiscal Mariana Prunotto en el edificio de Laprida al 900, orientan la investigación a la posibilidad de que el siniestro haya sido intencional. Una mujer de 98 años murió, otras tres fueron internadas por problemas respiratorios severos, 29 fueron asistidas por médicos en el lugar, y dos más continúan en sus departamentos. Una de las torres corre riesgo de derrumbe.
Respecto a la posibilidad de que el incendio haya sido intencional, Carranza dijo: “Es una versión que está manejando la Fiscalía, es por eso que se han pedido las cámaras privadas que hay en la zona, hay una cochera enfrente que tiene cámaras que apunta hacia el edificio y va a ser relevada por la fiscal cuando termine de hablar con los vecinos”
En tanto descartó por ahora que haya más personas fallecidas, aunque aclaró que hay departamentos que no se ha podido ingresar. “Creemos que no, bomberos y policías están recorriendo el edificio, hay puertas que están cerradas, se ha golpeado y no se obtiene respuesta, por esa razón se aguarda a un cerrajero”, agregó.

Fuente: www.lacapital.com.ar
Link: Ver Nota

Contaminación Sonora: La mitad de la población sufre el problema

Un estudio indica que la contaminación sonora convive con las personas


HispanTV: informe #RuidosMolestos #ContaminacionSonora. Con la participacion del Perito Arquitecto Teodoro Rubén Potaz de Peritajes Edilicios / Arquitectura Legal / Acustica Legal. Para ver mas videos visite nuesto canal en youtube

En marzo de este año GAES Centros Auditivos de Argentina presentó una investigación en la que se analizan diferentes aspectos relacionados con el nivel de ruido y el medio ambiente entre los habitantes de la ciudad de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba y el área metropolitana. El análisis, sobre una muestra de 400 casos, se centró en la existencia de los ruidos molestos en el lugar de trabajo, en la casa y el barrio y las acciones que se deberían tomar para evitarlos.

Entre las conclusiones más importantes está que el 50% de los encuestados manifestó que existen sonidos molestos en su ámbito laboral. Los hombres (51,5%) lo manifestaron más que las mujeres (46,5%), mientras que los segmentos más jóvenes (de 18 a 30 y de 31 a 50 años) fueron los que más afectados se mostraron. La ciudad de Buenos Aires se afirmó como la más ruidosa.

El estudio, realizado por la consultora Durán-Tortosa y Asociados, reflejó que el 80% de la población que convive con contaminación sonora en su empleo reconoce estar expuesto a ellos más de dos horas diarias, lo que según los expertos del GAES provoca un deterioro auditivo irreversible. Entre los afectados sólo el 12% utiliza protectores auditivos.

Por otra parte, la situación en las casas particulares es peor. Casi un 61% de los encuestados respondió que en su vivienda o barrio existen ruidos que perturban la tranquilidad. En este grupo, es mayor el porcentaje de mujeres que se encuentran incómodas con la situación.

Una amplia porción de los participantes mostró interés en acciones que ayuden a bajar el nivel de ruido. El 57% contestó que apoyaría medidas gubernamentales para reducir la contaminación acústica y el 44% colaboraría en campañas de bien público para reducir los ruidos ambientales. Otro grupo, en cambio, opinó que se deberían tomar decisiones más radicales: el 33,5% se mudaría a un barrio más silencioso, el 9,3% cambiaría de trabajo lejos de la ciudad o el centro, el 5,3% dejaría de usar su auto para evitar los ruidos del tránsito y el 1,5% haría mejoras en el domicilio.

Fuente: La Nacion
Link: Ver Nota

Los habitantes de Palermo, los más molestos por los ruidos

Por la concentración de bares, restaurantes y boliches, esta zona lidera el ranking de reclamos de vecinos, según estadísticas de la fiscalía de la ciudad; lo siguen Balvanera y Caballito


En el canal CN23 el informe #RuidosMolestos Con la participacion del Perito Arquitecto Teodoro Rubén Potaz de Peritajes Edilicios / Arquitectura Legal / Acustica Legal. Para ver mas videos visite nuesto canal en youtube

Agustín es ingeniero industrial y vive en Palermo. Todas las mañanas debe levantarse a las 5.30 para llegar puntual a su trabajo, en Escobar. Pero hace meses que no duerme bien y casi siempre se retrasa. El infalible ladrido del caniche de su vecina, que comienza a las 23, se adueñó de sus pocas y preciadas horas de sueño. Y también de su paciencia? Por eso, no tuvo más remedio que denunciarla por ruidos molestos.

Este y otros casos, como el volumen alto de la música, una “previa” entre amigos en una casa, un gimnasio o el patio de una escuela, un músico que toca la batería y hasta un viejo aire acondicionado son los ruidos más comunes que perturban la vida de los porteños, y que los llevan a hacer una denuncia.

Según datos del Ministerio Público Fiscal de la ciudad, se registraron el año pasado 7008 denuncias por ruidos que perturban. Palermo, con 1326 presentaciones, encabeza el ranking, seguido por Balvanera (449) y Caballito (435). Eso sí: sólo el 15 por ciento de las denuncias encuentran una solución en la justicia porteña. El resto se desestima.

Los ruidos molestos están incluidos dentro de Código Contravencional, cuya aplicación es competencia de la Ciudad. Según indica el artículo 82, hay distintas penas para los infractores. La ley especifica: “Quien perturba el descanso o la tranquilidad pública mediante ruidos que por su volumen, reiteración o persistencia excedan la normal tolerancia es sancionado con uno a cinco días de trabajo de utilidad pública o multa de 200 a 1000 pesos. Cuando la conducta se realiza en nombre, al amparo, en beneficio o con autorización de una persona de existencia ideal o del titular de una explotación o actividad, se sanciona a éstos con multa de 600 a 10.000 pesos”.

Consultado el Ministerio Público Fiscal sobre cuántos vecinos debieron pagar una multa, no pudieron precisar esa información.

La cantidad de casos denunciados el año pasado duplicó las 3278 presentaciones que se hicieron en 2009. Debido a la acumulación de bares, boliches y restaurantes, Palermo concentró el 19% de las denuncias de toda la ciudad.

“Los conflictos por ruidos molestos están muy latentes en la Capital. En 2013 ocuparon más del 25% del total de las faltas contravencionales. Y a lo largo de los años el número de denuncias va en ascenso”, aseguró a LA NACION Matías Michienzi, fiscal porteño de primera instancia, especialista en medio ambiente.

Silvia Cabeza, presidenta de la asociación civil Oír Mejor, explicó que los porteños están expuestos a “peligrosos” niveles de ruido. “Los vecinos deben soportar todo tipo de ruidos molestos. Los reclamos más comunes son contra bares y restaurantes, ya que en el verano suelen sacar parlantes a la calle o poner música en terrazas a todo volumen. En zonas como Palermo o Cañitas, donde los vecinos conviven con la actividad gastronómica y bailable, hay niveles de ruidos intolerables. No alcanza ni con cerrar las ventanas”, dijo Cabeza.

Precisamente, en los meses de noviembre y diciembre de 2014 se registró mayor cantidad de denuncias, con 734 y 741 presentaciones, respectivamente. Además, en esos 61 días se concentró el 21% de denuncias.

Edgardo vive en un segundo piso en la calle Fitz Roy, a metros de Honduras, en Palermo, una calle repleta de bares y boliches. “Nací acá y no veo la hora de mudarme. Los ruidos son insoportables. Si no cierro las ventanas y prendo el aire acondicionado, no duermo. El verano siempre es un caos. No tanto por la música, sino por la gente que habla muy alto; que se agrupa en cualquier lado y se la pasan gritando. Los comerciantes tampoco ayudan. Anoche sufrí una guitarreada hasta las 7. No hago la denuncia porque creo que nada va a cambiar”, comentó.

Irene González también es vecina del barrio más conflictivo de la ciudad; vive en un departamento en la planta baja, a una cuadra de plaza Armenia: “Los fines de semana se hace muy difícil dormir. Al ruido de los bares y boliches se le agrega el de la gente que se reúne en las calles. Hace tiempo que esto cambió. Los vecinos ya nos acostumbramos al bullicio, pero es cada vez peor. Nunca me animé a hacer una denuncia”.

LA MAYORÍA SE DESESTIMA

El desenlace más común de estas situaciones es que la Justicia desestima las denuncias por falta de elementos probatorios. Según el Ministerio Público Fiscal, en los últimos cuatro años, más del 85% de los casos no prosperaron. Y el resto se definió en mediaciones y en juicios abreviados.

“Las denuncias se desestiman porque el conflicto se soluciona rápido entre los vecinos o bien porque no hay pruebas claras. En muchas ocasiones los vecinos no continúan con las actuaciones. Según la ley, tiene que haber una ratificación por parte del denunciante y eso muchas veces no ocurre porque el conflicto ya cesó”, indicó el fiscal Michienzi.

Los procesos de estas denuncias suelen ser cortos. Las mayoría de las causas por ruidos molestos que no son desestimadas finalizan antes de los primeros seis meses de proceso.

Pese a todo, hay quienes que todavía sostienen que ante este tipo de problemas es mejor “dialogar” con los vecinos antes que dirimir la discusión en la Justicia.

UN VECINO QUE GANÓ SU BATALLA

Vive a metros de la AU 25 de Mayo y sufre el caos vehicular

Pedro Barragán. Vecino de Constitución

Barragán vive en la calle Luis Sáenz Peña al 1200, en un sexto piso, a 50 metros de la autopista 25 de Mayo. Tras 14 años de reclamos por el nivel de los ruidos que provienen de la autovía 25 de Mayo, días atrás, la justicia porteña obligó a la empresa Autopistas Urbanas Sociedad Anónima (AUSA) a presentar un estudio de impacto ambiental y un plan de adecuación para realizar las obras necesarias para reducir los ruidos que emiten los más de 100.000 autos que recorren la autopista diariamente. Así, el vecino podrá tener su recompensa: dormir tranquilo.

VARIAS OPCIONES PARA CANALIZAR LOS RECLAMOS

Para denunciar ruidos molestos en la ciudad, los vecinos cuentan con diferentes mecanismos.
Una posibilidad es realizarla en forma presencial. Los interesados pueden acudir a cualquiera de las 12 unidades de orientación y denuncia diseminadas en distintos barrios porteños, donde serán atendidos por un funcionario del Ministerio Público Fiscal.
Por vía telefónica, está disponible la línea gratuita 0800-333-47225.
También se puede reclamar por correo electrónico, a la casilla denuncias@jusbaires.gov.ar
Otro medio es el sitio www.fiscalias.gob.ar “denuncia-en-linea”; en este caso, se pueden adjuntar archivos de audio que expongan los ruidos.

Fuente: www.lanacion.com.ar
Link: Ver Nota

El tráfico, la construcción y los ladridos de perros son los ruidos más odiados

Primer estudio sobre esta temática en la Ciudad de Buenos Aires, Gran Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe. Una encuesta reveló que seis de cada diez personas se sienten perturbadas en la casa o en el barrio por este motivo. En la Ciudad de Buenos Aires, esta cifra sube al 72 por ciento. El 93% cree que no hay conciencia para no generarlos.


En el canal TN el informe #RuidosMolestos Con la participacion del Perito Arquitecto Teodoro Rubén Potaz de Peritajes Edilicios / Arquitectura Legal / Acustica Legal. Para ver mas videos visite nuesto canal en youtube

Los ruidos conviven con los argentinos casi con tanta naturalidad como el aire, pero son tan nocivos como para ocasionar –a diario– la pérdida progresiva de la audición. El primer estudio sobre el nivel de ruido y el medio ambiente en Argentina, realizado por GAES Centros Auditivos, demostró que más de la mitad de la población encuestada (61%) se siente perturbada por ruidos molestos en sus casas o barrios, y un 49% en sus lugares de trabajo. Entre los ruidos más odiados se encuentran el tráfico con el 57%, las obras en construcción, 46% y los ladridos en un 37% de los casos.

Según los especialistas, el ruido puede provocar diversos trastornos de salud al dañar el oído interno, acelera la aparición de zumbidos y sordera y perjudica a la memoria y la capacidad de aprendizaje.

La encuesta, realizada a 400 personas mayores de 18 años en la Ciudad de Buenos Aires, Gran Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe, arrojó también que es en la Capital Federal donde más se reconoce la existencia de ruidos molestos en casa o barrio. Alcanza al 72,3 por ciento

553c9e32bd6a6

Entre la población que tiene en casa ruidos molestos que lo perturban, un 66,3% reconoció estar expuesto a ellos más de 2 horas diarias. Por zonas, en la Capital Federal es donde se afirma algo más que se está expuesto al ruido en casa más de 2 horas entre la población que tiene en casa ruidos molestos que lo perturban.

“Cuando la exposición al ruido excede los 85 decibeles –que es la medida hasta que el oído puede soportar sin dañarse– y si dura más de dos horas, comienzan a perjudicarse las células ciliadas del oído interno”, explicó Mónica Matti, fonoaudióloga y gerente de formación de GAES Centros Auditivos, en diálogo con Tiempo.

Horacio Murga, otorrinolaringólogo del Hospital Austral explicó que “los daños en el oído son acumulativos, porque se van dañando las células ciliadas del órgano de Corti que está dentro de la cóclea. Por eso, es muy común que la gente consulte por zumbidos que señalan la irritación coclear, y es la señal que nos dan nuestros oídos para que los cuidemos. Por ejemplo, con los auriculares el sonido se descarga en forma directa en la membrana timpánica y, al utilizarlos a mucha intensidad y durante un tiempo prolongado, se está muy expuesto a padecer zumbidos en forma permanente”, aclaró el especialista.

EN EL TRABAJO . En el ámbito laboral una de cada dos personas (49%) está expuesta a ruidos molestos que lo perturban. Los segmentos más jóvenes, de 18 a 30 años y de 31 a 50 años, son los que claramente manifiestan más que tienen ruidos molestos en el trabajo. Entre ellos, un 80% reconoce estar expuesto a ellos más de 2 horas diarias. Por zonas, en Córdoba y en la provincia de Buenos Aires es donde se afirma más que se está expuesto al ruido en el trabajo más de 2 horas.

De la población que tiene en el trabajo ruidos molestos que lo perturban, casi un 12% utiliza protectores auditivos. Sin embargo, Entre las distintas zonas, en Santa Fe es donde más se utilizan los protectores auditivos para protegerse de los ruidos molestos. Por el contrario, en la Capital Federal se utilizan muy poco (3,8%).

Mutti también destacó que quienes trabajan en lugares ruidosos como las fábricas, comienzan a presentar problemas de audición desde muy jóvenes.

“Las consultas más comunes son de chicos de entre 18 y 25 años porque presentan algún tipo de zumbido y en gran parte son personas que trabajan en lugares ruidosos y que no usan la debida protección, como obreros o disc jockeys. También vemos muchos casos en quienes acostumbran asistir a recitales o boliches y en músicos”.

En la mayoría de los casos, los problemas auditivos se deben a la historia laboral del paciente y del uso o no de protección. Otro de los grupos afectados son los docentes que fuerzan su voz en aulas ruidosas, y sobretodo quienes estaban acostumbrados a escuchar música a volumen muy alto en auriculares o con baffles muy potentes en sus autos.

La experta destacó que a los traumas acústicos, se le suman los desordenes psicológicos producto del estrés del cual los ruidos son también una de sus principales causas en la población argentina.

VOLUNTAD DE CAMBIO . Si bien casi la totalidad de los encuestados –90%– consideraron al ruido como un problema medio ambiental, el 93% aseguró que la población no está concientizada en evitar generar ruidos molestos.

Al ser consultados por su conocimiento acerca de los efectos perjudiciales del ruido, el 92,5% mencionó la pérdida de la capacidad auditiva, un 73% la perturbación del sueño, y un 49% aseguró estar al tanto de la disminución del rendimiento cognitivo tanto en adultos como en niños.

Asimismo, en pos de evitar los ruidos molestos, el 57% manifestó que apoyaría medidas gubernamentales para reducir la contaminación acústica. Un 44,5% colaboraría en campañas de bien público para reducir los ruidos ambientales, y un 33,5% que para evitar ruidos molestos se mudaría a un lugar más silencioso. En los jóvenes de 18 a 30 años, esta decisión de mudarse a un lugar menos ruidoso asciende al 45%, siendo en Córdoba en donde más se destaca esta tendencia en el 41% de los consultados.

En Capital Federal la mayoría de los porteños considera al ruido como un problema de contaminación ambiental –es casi la totalidad, el 97%– y 7 de cada 10 reconoce la existencia de ruidos molestos en la casa o el barrio.

El 67% colaboraría con medidas gubernamentales para reducir el impacto. Sin embargo, sólo un 3% estaría dispuesto a dejar de usar su auto para evitar los ruidos del tránsito.

La contaminación acústica se define como la introducción de ruidos o vibraciones en el ambiente generados por la actividad humana y en niveles perjudiciales y desde hace años es una problemática que afecta a muchas capitales y ciudades urbanizadas del mundo. En 2012, la OMS postuló a Buenos Aires como una de las cinco ciudades más ruidosas en el mundo. Según los expertos, la situación se vuelve aún más peligrosa porque el oído puede acostumbrarse al ruido que resulta un contaminante que no deja residuos pero sí demasiadas secuelas.

Trastornos que pueden ser graves

El ruido es también un factor de estrés ambiental que puede intervenir en trastornos del sueño y del aprendizaje, la memoria, la motivación, la resolución de problemas y en el incremento de la irritabilidad y la agresividad. “Incluso cuando la persona consigue afrontar con éxito su respuesta frente a la exposición al ruido –adaptándose, vivenciándolo de forma menos negativa o generando respuestas, como protegerse activamente, o luchar contra sus causas– esta puede conllevar unos efectos secundarios que generan consecuencias negativas en la salud, interfiriendo con el bienestar del individuo”, explicó la fonoaudióloga Mónica Matti y destacó que “en situaciones de trabajo o de aprendizaje, cierto nivel de silencio es necesario para mantener la concentración y hacer un aprendizaje adecuado”.

En 2012, una investigación del CONICET publicada en la revista especializada Brain Research demostró que un grupo de ratas expuestas a altas intensidades de sonidos veían afectados sus mecanismos de aprendizaje y la memoria. El trabajo fue realizado en dos conjuntos. El primero fue expuesto una sola vez a dos horas de ruido, mientras que al segundo se lo expuso durante dos semanas, todos los días, a dos horas de ruido. “Pudimos determinar que una única exposición al ruido durante dos horas es suficiente para generar un daño celular y una alteración en la conducta”, explicó Laura Guelman, investigadora adjunta del CONICET en el Centro de Estudios Farmacológicos y Botánicos (CEFYBO, UBA-CONICET) y coordinadora del estudio.

Quince días después de la exposición, los animales mostraron fallas en la memoria, la capacidad de habituarse a ambientes conocidos. “Los animales presentaron un menor nivel de alerta ante el peligro, lo que les impediría escapar de un posible predador”, explicó la experta.

Además de las modificaciones en la conducta, se destacó que “las células del hipocampo presentaron alteraciones en el núcleo, la zona donde está al ADN. El núcleo se desorganiza, lo cual indica que hay un daño en el tejido”, señaló Soledad Uran, becaria doctoral del CONICET y primera autora de la investigación.

Consejos para tener en cuenta

En casa. Proteger la casa de los ruidos (cortinados, o ventanales con vidrio doble). Hablar con voz moderada y cuidar a nuestras mascotas: evitar ladridos excesivos.

Música. Limitar el volumen de los aparatos electrónicos. Tratar de no utilizar auriculares de inserción, siempre son preferibles los que cubren la oreja y aíslan los ruidos exteriores.

Protección. Cuidar los oídos en las discotecas o fiestas con música alta. Utilizar protección en los oídos ante ruidos ambientales.

Del canto de los pájaros al recital de rock

Límite internacional. El límite aceptable establecido por la Organización Mundial de la Salud (OMS) es de 65 decibeles.

Límite nacional. En el Instituto Argentino del Oído aseguran que hasta 85 decibeles el oído puede tolerar sin que se ocasionen lesiones.

150 decibeles. Recital de rock, boliches.

140 decibeles. Un petardo que estalla al lado.

130 decibeles. Trueno.

127 decibeles. Una vuvuzela en su apogeo

120 decibeles. iPod y MP3.

110 decibeles. Motosierra. La exposición regular de más de un minuto implica el riesgo de pérdida auditiva permanente.

100 decibeles. Taladro. Se recomienda no superar los 15 minutos de exposición sin protección.

90 decibeles. Subterráneos, cortadoras de pasto, motos.

80 decibeles. Bocina de auto.

70 decibeles. Una calle de tráfico tranquilo.

60 decibeles. Una conversación tranquila.

50 decibeles. Sonidos que se escuchan en un parque o lugar tranquilo.

20 decibeles. Canto de pájaros.

Fuente: Infonews
Link: Ver Nota

Familia Cattaneo exige respuestas a un año del parcial derrumbe del edificio

Berta Giménez de Catttaneo expresó a El Litoral que “siento un profundo dolor”, refiriéndose al derrumbe parcial del edificio de calle Lagraña (continuación de Paraguay) al 200. “La gente que tuvo la responsabilidad de levantar esta obra, jamás valoró la vida humana, tal vez sea eso lo que más me duele”, remarcó.

ElLitoral_222918_700x419_fit

Se mostró angustiada por la situación al considerar que no hubo avances significativos ya que “nosotros queremos que el juez interviniente dictamine un fallo para la demolición de este edificio”, y en ese sentido señaló que “en la estructura construyeron dos escaleras de 7 toneladas cada una. El 3 de septiembre pasado cayó una de ellas a las11.30, fue un día lindo, soleado, no había ni siquiera vientos”, recordó.
Luego agregó un dato escalofriante: “La otra escalera melliza la hicieron encima de nuestra propiedad, o sea que ocupa el espacio aéreo de mi casa. Está sostenida con maderas podridas y lo peor de todo es que da hacia el dormitorio nuestro. Acostarse a dormir significa que al otro día no sabés si vas a seguir con vida”, enfatizó.

En otro orden de cosas explicó que “ahora estamos en una nueva etapa en la faz legal del conflicto, porque hemos decidido hace dos meses constituirnos en querellantes. Esto nos permite indagar un poco más, seguir los expedientes de cerca e incluso aportar nuevas pruebas, pero en esto de andar de un lado para el otro caímos en la cuenta de que el principal problema con que nos encontramos es que muchos no quieren comprometerse a firmar nada, más allá de que es su deber”.

Recordó que “el pasado 18 de septiembre el Concejo Deliberante aprobó una resolución por unanimidad, donde solicitaban al Ejecutivo comunal por la seguridad de las familias linderas al edificio, entre los que estamos incluidos nosotros, también seguridad para los peatones, el vallado del espacio y el desvío del tránsito pesado. Hasta ahora nada de eso ha ocurrido”, se quejó.
Como se sabe, el 21 de noviembre de 2013, se vinieron abajo los balcones de un edificio en construcción, hecho que causó gran conmoción, aunque por fortuna no se cobró vidas humanas.

Fuente: www.ellitoral.com.ar
Link: Ver Nota

Colegiales: Evacuaron un edificio por un escape de gas

El incidente se registró en la esquina de Federico Lacroze y Conde. Varias dotaciones de bomberos trabajan en el lugar.

0008061333

Evacuaron un edificio en la zona de Colegiales por un escape de gas. El incidente se registró en la esquina de Federico Lacroze y Conde.

El edificio evacuado sería el lindero a la obra. Y el escape de gas se habría producido a partir de la rotura accidental de un caño.

En el lugar están trabajando varias dotaciones de bomberos y la Policía Federal.

Fuente: www.minutouno.com
Link: Ver Nota

Tragedia en Almagro: un operario murió mientras arreglaba un ascensor

El hombre recibió un fuerte golpe. Cuando llegó el SAME encontró el cuerpo sin vida.

0001714558

Un hombre de 60 años murió hoy mientras arreglaba un ascensor de un edificio ubicado en Palestina 968, en el barrio de Almagro.

Cuando llegó el SAME, se encontró con un hombre de 60 años, que estaba reparando un ascensor y fue golpeado. Cuando llegamos, el hombre ya había fallecido“, informó el titular del SAME, Alberto Crescenti.

Fuente: www.diarioveloz.com
Link: Ver Nota